domingo, 25 de septiembre de 2016

"Misiones Pedagógicas" la educación en la República,

Con el título del libro "las misiones Pedagógicas" Educación Popular en la 2ª República; Alejandro Tiana nos acerca a uno de los proyectos educativos, pero también político, del Ministerio de Educación de la 2ª República.
Las MP era un proyecto bien estructurado a través de un Patronato presidido por Cossío.  Desde finales del siglo XIX  Cossio junto a Giner venían considerando este proyecto, pero tuvo que esperar a la República para concretarlo,  como una escuela recreativa y ambulante.  Cossío llevaba un tiempo defendiendo una idea, de plena actualidad y que sigue en el debate educativo, consistía " en enviar a las escuelas con más dificultades y a las escuelas rurales, a los mejores maestros en el saber y con mayor vocación".
Las MP eran unas actuaciones educativas de carácter no escolar, su objetivo era la formación del ciudadano.  El discurso hace gala de una gran modernidad al diferenciar la educación formal de la no formal (nomenclatura UNESCO), el proyecto coincidiría con lo que hoy denominamos  Escuela de Adultos.  Entre los objetivos de las MP estaba el apoyar a la escuela Rural,bien visitando las escuelas, bien organizando cursillos de perfeccionamiento del profesorado, o bien dejándole los materiales y libros después de haber realizado su acción formativa.
Las actuaciones en los pueblos y aldeas tenían varias partes.  En primer lugar se realizaba una planificación de la acción a desarrollar: lugares a visitar, organización del transporte, así como un estudio relativo del entorno geográfico e histórico.  Un segundo campo de actuación se refería al arte y un tercer campo sería la literatura y la música.  El siguiente campo sría relativo al cine y por último, conferencias y debates sobre la educación cívica y republicana.
Decía Rodolfo LLopis "las urnas reflejan la realidad de la sociedad españokla.  Las grandes ciudades son republicanas, mientras que el campo seguía aferrado a la tradición. Hay que ir a los pueblos a llevar lo que la civilización crea y sólo disfruta la ciudad.  Este párrafo de Llopis es meridianamente claro en las intenciones del Ministerio de Educación.  Llopis era consciente que la escuela y el profesorado, por sí solos, no podían realizar esta inmensa tarea, por eso constituyeron un Patronato y pusieron al frente a Cossía que desde hacía tiempo venía planteando esta idea con el fin de ampliar los niveles culturales del país.
Las Misiones Pedagógicas no fue un proyecto fácil, colaboraron muchos profeslores de las Escuelas Normales, de la Universidad y maestros y maestras.  Junto a ellos colaboraron personalidades de otros campos profesionales además de Lorca, Casona, Alberti ... y no fue un trabajo fécil porque tuvieron que pasar muchas vicisitudes y no todas positivas.  En muchos pueblos se creaba un ambiente contrario a los misioneros, liderados por fuerzas políticas y religiosas contrarias a la República.
Colabora con el libro, publicado por la Editorial "Catarata", la Fundación Educación y Ciudadanía, vinculada al sector de Enseñanza de la UGT.